viernes, 27 de enero de 2012

El día de mañana de I. Martínez Pisón

Ignacio Martínez Pisón


El próximo 31 de enero, martes, nos reuniremos las amigas tertulianas del club de lectura para comentar la novela de Ignacio Martínez Pisón El día de mañana.

En esta ocasión, ademas de compartir y contrastar opiniones sobre los personajes, la época y los lugares donde acontece la novela, nos fijaremos en su particular estructura y la clase de narrador ¿o narradores?

Como siempre, tenemos varias preguntas que nos suscita esta lectura:

  • ¿somos como creemos que somos?
  • ¿somos como nos ven los demás?
  • ¿cómo se produce la evolución del protagonista?
  • ¿ están los personajes bien integrados en su época?
Hay mucho qué comentar, así que os esperamos. También a los que siguen este blog y quieran opinar. GB

viernes, 20 de enero de 2012

EL CORONEL PETTIGREW SE ENAMORA


Partimos de la base de que esta novela nos ha resultado entretenida y amena, es decir de fácil lectura. Pero también es algo más y de eso trata nuestra tertulia de hoy.


El coronel Pettigrew es sin duda el protagonista de la novela. Se trata de un militar jubilado de unos sesenta años, que vive en un pueblecito del condado de Susex, al sur de Inglaterra. Todavía tiene buena planta, aunque en ocasiones parece algo desaliñado. De hecho la primera vez que aparece ante nuestros ojos lleva puesta la bata floreada de su mujer, lo que le da cierto aire ridículo y al mismo tiempo tierno, pues lleva la bata para consolarse de su ausencia. Esa soledad de hombre viudo se acentúa por el hecho de haber perdido recientemente a su único hermano, por lo que se siente mal y abandonado. Está en el mejor momento para revisar su vida y transformarse en algo distinto. El argumento comienza …..

Pero el coronel conoce a la señora Ali, una hermosa y amable mujer pakistaní que regenta la tienda de comestibles y artículos variados. Este personaje femenino es la coprotagonista de la historia. Es una persona enérgica, llena de ganas de vivir y dispuesta a luchar por su libertad. Es una mujer culta, hija de un profesor universitario. También es viuda de un hombre de su misma cultura, pero más liberal que otros emigrantes recién llegados.

La aventura amorosa se inicia y suscita la crítica de las dos comunidades: la inglesa y la paquistaní. De alguna forma este planteamiento da lugar al conflicto, que es doble: por un lado, el proceso amoroso que debe superar obstáculos diversos para culminar en la felicidad final; y por otro, el conflicto social que es donde la autora  dibuja un mapa de la sociedad rural inglesa como  reflejo del mundo contemporáneo, salvando las diferencias.

Así que el lector puede encontrar temas como:
  • Las convenciones de la sociedad rural.
  • Los problemas económicos y ambientales
  • La transformación de las clases sociales.
  • Los cambios en valores familiares.
  • La codicia y la corrupción de los poderosos.
  • Las tendencias políticas.
  • Los problemas de la inmigración.

Tras la lectura nos quedamos con la sensación de haber recibido un mensaje sobre lo que verdaderamente es importante en la vida: el amor que podemos dar y recibir, o sea, ser felices es más importante que poseer cosas materiales. Lo que desde luego no es nada nuevo ni muy original, pero que aún no sabe el hijo del coronel, un ambicioso ejecutivo de la city que quiere volar tan alto y tan rápido que acaba estrellándose y volviendo la mirada hacia su padre y sus consejos. Esa es la lección moral.

Un aspecto que hace agradable la lectura de este libro es el distanciamiento e ironía con que el narrador desarrolla el argumento y  describe los comportamientos y atributos de los personajes. Las conductas más reprobables son narradas con un sarcasmo tal que pone en ridículo a los que los que las practican. Así sucede con las manifestaciones ecologistas, y las reacciones de la cuñada y sobrinos del coronel respecto a su disputa por la posesión de dos fusiles.

A todas nos pareció que esta novela es más realista que romántica, aunque algún episodio como la  fuga del sobrino de la señora Ali resulta un poco truculento y fuera de lugar o al menos poco verosímil. Desde el punto de vista formal es una  obra sencilla, con una estructura temporal lineal con alguna retrospección, y un narrador externo y omnisciente, aunque muy subjetivo e implicado en lo que sucede en el relato. GB